Potty Training: ¿qué hacer y qué no?

Potty Training: ¿qué hacer y qué no?

Quitar el pañal es un proceso que todos los seres humanos pasamos, pero es la primera destreza que se debe guiar. Si nos informamos sobre el tema, podremos tener un resultado positivo, por lo que en este artículo te cuento cosas que deberías evitar y/o implementar:

 

  1. Quitar pañal porque tú quieres: el pañal se quita hasta que tu hijo esté listo, hay una serie de señales que debes revisar antes de empezar.
  2. No compares: Tu hijo es único y no debe sentirse menos ni más, cada niño lleva su propio ritmo y tiempo.
  3. Colocar pañal en el día durante el proceso: Tu hijo/a está aprendiendo la sensación de: “HICE pipí” ➡️ “ESTOY haciendo pipí” ➡️ “QUIERO hacer pipí”. Este proceso lleva tiempo. Al poner pañal antes que tu hijo/a complete la etapa final de decir el futuro “QUIERO hacer”, estarás enviando mensajes confusos, siente la sensación, pero no siente nada salir. Los pullups SON PAÑALES solo que más delgados. No lo hagas por TU comodidad, piensa en TU hijo/a.
  4. No ser consistentes: Siempre he dicho que el primero que tiene que estar listo antes de quitar el pañal es el cuidador primario. Tú tienes que estar totalmente enfocado en esto y con el tiempo necesario que esto conlleva. Si tiras la toalla al ver a tu pequeño rehusarse, no tienes la paciencia para continuar en los momentos de crisis y métodos para manejar las situaciones, no llegarán a ningún lado. Es un proceso, dale tiempo que tu hijo aprenda a dominar la nueva destreza.
  5. Regañar en accidentes: Los accidentes son parte del proceso y si guías a tu hijo “pipi se hace en el baño” enseñará lo que tiene que hacer. Regañar no enseña, regañar humilla y provoca miedo. Lo cual pondrá a tu niño/a en una actitud negativa y a rehusarse convirtiéndose en un problema más conductual que físico.
  6. Iniciar con método de cartulina y stickers: Tu hijo debe entender que ir al baño y hacer pipí y/o popo adentro, es motivación y satisfacción de sus propios logros. No debería ir por un chocolate o un sticker. Es más fácil hacerlo de una manera natural y divertida, con objetos curiosos cuando entra al baño, canciones para cantar con mamá, el baile del pipí y cuentos que papá nos puede decir mientras estamos sentados esperando.

 

 

 

Vamos apoyar cada cambio de etapa de nuestros hijos:

  1. Comprendiendo que es un niño, no un adulto.
  2. Que nuestro niño es un ser diferente, y no vamos a comparar. Cada niño lleva su tiempo.
  3. Reconociendo que la pataleta es su única forma que conoce de “expresar” lo que siente (en ese momento). No lo hace para molestarte a ti.
  4. Tu rol de adulto es guiarlo, ayudarle y hablarle de forma clara que comprenda lo que se espera.
  5. Que los cambios son fuertes y tú necesitas repetir las cosas las veces que sea necesario sin recurrir a golpes o castigos. ¿Quieres que aprenda o sólo avergonzarlo?

 

 

“Para que tu hijo pueda aceptar cambios y auto regularse en los momentos difíciles; necesita verte a ti (adulto) hacerlo. Enseña maneras sanas de manejar sus emociones.”

 

Andrea O. de Carranza

@pottytraining_gt

Kiddies Store

Comentarios

Kiddies Store

Hola está súper buena la información mi hija apenas decidió ella misma hacer pipí en el baño hace una semana. hay días buenos sin accidentes y otros como hoy que se hace pipí y popo en la pantaleta no quiere hacer popo en el baño tengo que ponerle el pañal porque se aguanta las ganas hasta que a la final de hace encima, y hoy que se le salió el pipí me dijo mamá estaba viendo las comiquitas y no me di cuenta del pipí 😟

Dejar un comentario

Left Continuar comprando
Tu pedido

Tu carrito de compras está vacío